Aunque siempre es aconsejable realizar una limpieza profunda en cada cambio de estación, también es importante saber limpiar y arreglar tu vivienda a diario o en días alternos para poder mantener el orden y vivir en un espacio confortable y bien arreglado.

En Treshabitat te dejamos estos consejos para realizar una limpieza exprés en tu lugar y dejarla lista en una hora.

Organización del espacio

Sabemos que en una hora no da tiempo de realizar una limpieza profunda de todas las habitaciones, por eso, hay que establecer una organización, empezando por preparar los utensilios y productos que vayas a necesitar para no perder el tiempo y hacerlo desde dentro hacia afuera, empezando por baños y dormitorios y terminando por las zonas comunes.

Ventilar

Dentro de la limpieza exprés hay que incluir la ventilación diaria de la vivienda, que además de reducir las alergias, también previene del coronavirus, lo más recomendable es entre 10 y 15 minutos.

Habitaciones

  • Para los dormitorios, lo importante es limpiar recoger y dejarlos listos para la noche, por tanto, hay que limpiar el polvo, el frente del armario y las lámparas y hacer la cama.
  • Para los baños hay que limpiar la mampara de la ducha junto con el inodoro y la encimera del lavabo, luego habrá que repasar los grifos y secar la mampara.
  • En el salón lo más importante es limpiar el polvo y las superficies de cristal, la limpieza de los textiles la puedes realizar de una forma regular, por ejemplo, un par de veces al mes o una vez al mes, dependiendo de cuántos sois en la casa y del uso que se le dé, por último, aspira las alfombras.
  • Para la cocina lo más importante es mantenerla recogida a diario, y para la limpieza exprés, repasar la campana extractora y las puertas de los muebles, así como la placa de la cocina y la encimera.

Cada vez que hayas terminando de limpiar una habitación, acaba limpiando los suelos, primero hay que pasar el aspirador y luego fregarlo con un producto específico.

Con esta limpieza exprés podrás tener la casa lista cuando no dispones de mucho tiempo, tanto para ti para cualquier visita más o menos inesperada.